USOS DEL ACEITE ESENCIAL DEL ARBOL DEL TÉ

El aceite esencial de árbol del té es un básico imprescindible en el botiquín natural. Es bastante popular y muy versátil ya que es antibacteriano, antiviral, fungicida, cicatrizante y hasta repelente de insectos.

El árbol de té o Melaleuca alternifolia es un arbusto australiano que alcanza unos cinco metros de altura. De sus hojas y cortezas se destila el aceite esencial, que como bien saben los aborígenes australianos desde hace milenios, sirve para casi todo.

¿Conoces sus aplicaciones más habituales? 

  • acné y granitos ocasionales
  • piojos
  • post-picaduras
  • hongos en uñas y pie de atleta
  • aftas bucales, mal aliento, encías inflamadas
  • herpes labial
  • quemaduras leves y de sol
  • pequeños cortes y heridas
  • roces, picores …
  • ¡y muchas más!

Modo de uso: aplica 2-3 gotas puras o diluidas según necesidad sobre la zona de la piel deseada, el cuero cabelludo y/o diluido para enjuagues bucales.

Para prevenir los PIOJOS, añadir al champú de uso habitual. 2-3 gotas en la cantidad que vayas a utilizar o 30 gotas por cada 100 ml si prefieres añadirlo al bote de champú. En caso de presencia de piojos, aplicar diluido por todo el cuero cabelludo y tapar la cabeza durante 30 minutos. Luego usar un peine de dientes finos o un peine especial para piojos empapado en aceite para eliminar todos los huevos.

 

Celia Cárdenas. Técnica en Herbodietética. Tiendas Natur.